30 de julio de 2012



A veces las palabras no son necesarias.

27 de julio de 2012

Infact

Aunque suene materialista debo sincerarme, desde que me compré la bicicleta, soy muy feliz. Saber que tengo esas ruedas alas en el garaje hace que me sienta muy libre.

Últimamente voy haciendo un "pinball" muy extremista con mis sentimientos y mi forma de comportarme, de sentirme delicada, pulcra, agradable, a darme asco. No es que sea de una forma u otra, es cómo quiero ser. Necesito inyectarme estabilidad emocional como sea.
Quitando el factor de que echo de menos a Maxi, mi situación familiar está en su mejor momento. Sería perfecto si ya se fuesen un par de días (de vez en cuando) de viaje. La independencia es algo que cada vez siento más cerca, pero no encuentro la forma de que funcione, o no hay lugar o (verdaderamente importante) no hay dinero. Espero que no tarde en llegar, la necesidad de independencia se me hace muy  urgente, y creo que se debe a que se acerca mucho a la "libertad".

(...)

Pausa de 20 minutos en los que he estado cantando, una muy mala costumbre (pregúntenle a mi madre), la cual me relaja, así que lo siento (en realidad no).

Cambiando de tema, ¡Hoy hubo olas en la playa! Pero no de las pequeñas, de las que, antes de llegar, te absorben como si quisieran arrancarte el bikini (cosa que...), ha sido genial. Parte mala: debo tener medio Mediterráneo en el cerebro haciendo de pecera para mi cerebro, porque cada vez que muevo la cabeza oigo un "glugluglugluPOP" dentro de mi. ¿Que el POP a qué viene? A que me pego con la palma de la mano en la oreja, a ver si por casualidad sale un alga o un Nemo perdido.

Por pedir podría salir el número del euromillón premiado para este viernes... por pedir.

26 de julio de 2012

Tengo un dolor de culo impresionante. Es de la bici, por descontado, pero mejor aclarar. Se debe a que hoy fue mi primer día con la bici, subí y bajé cuestas (en realidad no eran muy empinadas y no eran muchas) y me lo pasé genial.

Ya tengo una excusa para salir de casa para despejarme.


Grugrugrugrugru

24 de julio de 2012

Detalles

Soy una de esas personas que baja la persiana para que mi gato duerma mejor y no le moleste la luz.


20 de julio de 2012

Otoño


Vieja. 

Crees que eres vieja. Que el mundo ha posado sobre ti las hojas del Otoño, haciendo de tu silueta una montaña dorada y rojiza. Que ninguna tierna voz pronunciará lo que tanto anhelas... No. 
Todos creían, todos pensaban... ¿Quién no hubiera puesto la mano en el fuego?, ni Dios se hubiera librado de la explosión, la sordera, las quemaduras que ahora llenan nuestros cuerpos y que tanto escuecen en tu corazón. 


¿Y tú quién eres...? 

¿Quién 
MIERDA te crees que eres fingiendo el dolor de algo que lamentas perder, habiéndolo tirado a la basura? Sólo los seres más ruines recalcan su malestar con frases como "... y a pesar de que estoy llorando, espero que entiendas que hago lo correcto." 

¿Perdona? 
Me consideraba bastante considerada. Pero la consideración no basta. No contigo. 
Pena es lo queda, es lo que eres.

~ 

No comes, no ríes, no sueñas, no sientes, no entiendes, no quieres, no puedes. 
Y el Otoño se consume en los días más calurosos del año. Te lo prometo... te lo prometo. Quemaremos en el fuego todos los buenos momentos, para que sólo perdure la ira y el odio; que el viento helado se lleve el amor y lo apuñale con su dureza, que las estrellas rebienten en el cielo, porque no hay luz en el universo que ilumine tus ojos. 

Vacía. 
Vacía la ves, ahora que es cierto y se ha ido. Has tenido que partir los recuerdos, dividir los momentos, para quedarte con algunos fragmentos y darle otros. Para que quede todo en mitad, en acuerdo. 
Y ahora duermes sola en tu cama, con demasiado espacio, te sobra sábana. 

Nunca se acaban las lágrimas.
 Vienen, comen, se van. Vuelven. Y vienen, comen, se van. No quieres salir, no quieres andar, ni dormir. No quieres superarlo, no quieres aceptar. Y a tu alrededor sufren, gritan, animan, se ausentan... te intentan levantar con sus manos. Tantas manos... pero no pueden con tu cuerpo pesado, lleno de lágrimas que aún no han salido. Y en Agosto viene tu cumpleaños... pero el Otoño aún no se ha ido. 

Y jamás llegará el Invierno. Porque en sus lluvias, su viento, su nieve y su frío; el Invierno ha abandonado al Otoño, y se ha ido.

Happy&Bloody

Me acabo de cortar un mechón de pelo de 30 cm. Y qué bien me he quedado... el "grass" que ha sonado al hacer la presión entre las tijeras y el pelo ha sido orgásmico. Ha sido un mechón de la parte de la nuca que ya me estaba sacando de mi casillas, se anudaba mucho y me agobiaba.
Tengo el cabello muy largo, y me encanta tenerlo así, pero da muchísima calor... y para lo perezosa que soy es bastante difícil cuidar un pelo tan largo.

Hoy voy a mirar algunas bicicletas en el centro comercial, mi padre insiste en que debo llevar casco y, aunque ahora le diga "si si si" muy sumisamente, sé que luego no me lo voy a poner.

Meh

Estoy feliz, ya son menos de dos semanas las que quedan...


19 de julio de 2012

Rikku

Hice la cuenta (otra vez), faltan 14 días.

Su nombre es Maximilian. ¿No es bonito? Maximilian. Cuando lo pronuncias es como si llevase consigo una melodía. Sus apellidos no tienen melodía pero hay que coger una gran bocanada de aire para decirlo de seguido.

¡Estoy haciendo papercraft! Específicamente a Rikku, de Final Fantasy X. Intenté hacer antes un Charmander, pero... fue un fracaso, en cambio un Bob Esponja me salió a la primera. Pero Rikku parece más fácil de montar y me está saliendo bastante bien. En esta página hay muchísimos modelos para hacer papercraft http://www.mundopapercraft.com/blog/ algunos son verdaderamente complicados.

Subiré una foto de Rikku cuando esté acabada (si la acabo más bien...).

See ya! :3

Lo que sentí


Lo único que quedó de la noche fueron mis cabellos. Caídos, arrancados, como pequeñas muestras de pasión y movimiento. Los minutos ni siquiera podían verse, de lo veloces que corrían. Las horas sí que podían verse ir fugaces. 

De la misma forma en la que eclosiona una estrella, chocaban nuestras lenguas. Y qué lengua... 

¿Nunca te preguntaste cómo llegamos a sobrevivir? Luché contra mis peores fantasmas... Y llámame traidora, pero se estaban haciendo demasiado fuertes.

Paraste el mundo entero con un beso. 

Y a pesar de que temblaba como una condenada, no llegué a saber si era por frío, nervios o demasiada felicidad en un cuerpo tan pequeño.


Los fuegos no significaron nada para mi. Las luces del cielo sólo traían contaminación, estaban bañados por niebla naranja. Y el hielo, el frío caló tanto en mi carne, que de mis dedos chorreaba el agua. De lo húmeda que estaba. 
"Qué calor".

¿Desde cuándo la realidad supera a los sueños?
[¡¿ahora?!] me doy cuenta de que el placer existe de verdad... y no sólo ése placer.

Sopla, acaricia, suspira. Los labios y el aliento.

Ahora me voy, pero volveré.

17 de julio de 2012

Un hobbie

El próximo mes voy a tratar de llevar a cabo un reto fotográfico, aunque será difícil, habrás vuelto y no querré dejar de hacer planes contigo.

Me gusta mucho la fotografía. No soy fotógrafa profesional ni tengo una cámara de estas que impresionan a la vista, tengo una Canon digital (con la que estoy muy contenta), y mucho amor por este arte. Desearía tener más conocimientos al respecto, pero no puedo permitirme una cámara mejor ni un curso especializado. Así que, por el momento, voy disfrutando del hobbie en sí.

El reto consiste en hacer una foto de algo específico cada día. Tengo la lista de las fotos que deberé tomar, una por día, guardada en el ordenador y apuntada. Asimismo la subiré aquí. Será divertido, espero poder cumplir las reglas y no saltarme ningún día.

Esto me ha dado ideas, y voy a hacer una lista de ideas para fotos, si consigo acumular muchas (deben ser originales y no muy complicadas de hacer), trataré de hacer un calendario anual.

Demasiado difícil, aún así intentaré conseguirlo. Si lo hago u obtengo una lista decente, subiré el calendario para que pueda realizar el reto quien quiera.


Vk's Camara, Niki

Hace un año


Había mucha niebla alrededor, apenas se distinguían las formas o el contorno de los cuerpos que tenía a mi lado, pero sabía perfectamente con quién me encontraba y qué estaba haciendo.
Ellos estaban ahí por el mismo motivo que yo. Maxi. Distintas posiciones, pero la misma razón por la cual luchar.

El alguacil se negó en rotundo a escucharnos. Con malicia, nos dijo que moriría al amanecer. Yo no sabía qué había hecho, pero algo en mi me decía que era culpable. Había inclumplido la ley. Una ley que nos estaba hundiendo a todos en un agujero negro tan profundo que no se veía el fin. Nuestra intención era clara. No pensábamos ir para despedirnos de ti. Fuera como fuera te sacaríamos de ese lugar.

Finalmente el alguacil accedió a que yo pasase, con recados y besos de sus desdichados padres, me encaminé a cruzar el vasto campo que separaba la ciudad de la fortaleza.
Tierra muerta, mísera. Un ambiente verdoso, de polución y contaminación rodeaba el recinto, como queriendo avisar a quien se acercase para que no siguiera avanzando.
Pero eso no me iba a detener. A pesar de no tener la menor idea de cómo iba a salvarte, tenía una seguridad en mí misma que no había experimentado jamás.

La fortaleza apenas se veía tras unos altos muros con torretas, que la rodeaban por todos lados. El acceso por el que entré era una puerta de rejas de un tamaño descomunal. Parecía que estuviese abierta siempre, retando tal vez a los presos desde sus celdas a atisbar la libertad. Llegué a una estancia abierta donde había un par de guardias con mirada hostil y gesto de asco. Por un pasillo escondido te vi llegar, custodiado por dos guardias.


Me abalancé a tus brazos y no me fusioné con tu cuerpo. Deseé besar tu cara magullada, tus labios rotos, tomar tus manos y guardarlas en las mías, acariciar tu piel y darte mi energía. Pero hasta en los sueños sé que no debo amarte. Te susurré al oido que nos íbamos a ir de ahí. Pero tu me miraste sonriente y negaste.

En ese momento no comprendí mi reacción. Por dentro me sentía desesperada, angustiada, con una rabia y pena que me harían explotar. Por otro entendía las "razones" de tu decisión.
Nos matarían.


Di media vuelta y, cabizbaja, me dispuse a volver a cruzar el vástago cementerio de vuelta. Apenas crucé el portón de rejas vi a dos guardias acercándose a mi, nada extraño, todo aquello hubiera sido normal, si no fuera porque al verme, se miraron entre sí y sonrieron con una complicidad... maléfica. Rápidamente me cogieron de los brazos y evitaron que pudiera moverse, pero grité.

Al instante apareciste corriendo, a la velocidad del rayo y, con dos golpes, tumbaste a los guardias. Me cogiste de la mano y dijiste "Cambio de planes, vámonos". Corrimos por la basta llanura perseguidos por un centenar de guardias. Se nos cruzaron varios, a los que derrotabas sin despeinarte siquiera. Y cuando te acorralaban muchos, yo me movía velozmente y les golpeaba en la entrepierna o en los ojos.

Ya casi podía vislumbrar la ciudad, cuando aparecieron un millar de guardias rodeándonos por todos lados. Nos detuvimos en seco, contra algo así no había nada que hacer.


Me miraste y me sonreíste de nuevo, tu sonrisa. 


Y me empujaste al suelo, a un pequeño matorral, que apenas podría ocultarme de nada. Pude ver cómo cientos de flechas chocaron contra tu cuerpo, cómo te desvanecías en el suelo sin que a mi me diera tiempo a reaccionar. Cuando pude levantarme y alzar la cabeza, una flecha apuntando a mi cabeza se dirigía a mi a toda velocidad.

No noté el impacto.

~

Cuando abrí los ojos me encontraba en una cama enorme... con sábanas suaves y color gris. Me encontraba desnuda, pero no sentía frío, sentía cálidez en mi cuerpo, una sensación muy agradable. La mente despejada y un olor suave a lluvia. Sabía que tenía alguien a mi lado, pero no me importaba, ni sabía quién era, porque sentía que con esa persona todo iba a estar bien.

Entonces su mano acarició mi hombro, bajó por mi pecho y se deslizó por la curva de mi cintura hasta llegar a mis piernas; destapándome.
Me di la vuelta y ahí estabas.

Otra vez...

Sin ningún miedo me acerqué a tu boca, me arrimé a tu cuerpo y el calor comenzó a fluir.

Uno así me comí el sábado.
Ñam ñam

16 de julio de 2012

A Thousand Years (Cello/Piano), Vivaldi y un cuento de hadas

Qué decir... Para empezar tengo un dolor de oídos tremendo. Para continuar... algodón de azúcar.

Voy arrastrando los días de una forma muy poco saludable. Comienzo a pensar que el verano llegará con su regreso, pese a que no están siendo malos días. Pero las lágrimas están por brotar.

Nunca presumí de ser fuerte, "al principio de los tiempos" no lo era. Ahora sí lo soy, algo, no tanto. Y giro la cara cuando veo que alguna pareja se hace algún cariño. Me sale de forma involuntaria, tal vez porque al ver la escena un par de veces ha salido la espinita de la envidia o simplemente he evocado recuerdos. Y duele (aunque no tanto como mi  oído).

Las películas no están tan mal, ni las series. Estoy volviendo a escribir y dibujar. Paso todo el tiempo posible con mi familia y amigos. También paso tiempo en el Jardín. No está tan mal...

Pero tus labios son mejor... Y esperar cansa.

14 de julio de 2012

Emeeles

He vuelto.

Muy mal por mi parte, he abandonado esto por unos días, no imaginé que serían tantos. Procederé a contar los acontecimientos.

El jueves no sucedió nada de gran interés. Hice de niñera durante toda la tarde.
El viernes fue el gran día. Por la mañana temprano fuimos al parque acuático. Con decir que acabamos agotados... me encantaron las atracciones con donuts gigantes.
Sobra decir que nos quemamos todos, unos más otros menos, pero todos estamos rojitos. A mi me gusta :3

El mismo viernes por la noche salimos a tomar algo (a pesar de estar reventados). Fue guay, hablamos muchito, bebimos poquito y bailamos otro poquito. Hicimos el tonto muchito también... eso siempre.
Por la noche dos de mis mejores amigas se quedaron a dormir en mi casa. Una cayó en picado al mundo de los sueños y con la otra hablé un ratito hasta que cerramos los ojitos y ya...

Desayunamos gofres con nocilla (no en ese orden necesariamente) y nos pusimos a vaguear en el sofá.

¡Los regalos! Haré una entrada sólo para ellos, lo merecen.

En los huecos libres de estos días he visto un par de películas del mismo estilo que La chica que viaja a través del tiempo, como Paprika y un par más. Ahora voy a ver Clannad. Me están conquistando el estilo anime y las leyendas japonesas en las que se basan alguna de ellas.

Sigo contando los días que faltan.


Mis converse... y fuchicadoras.

11 de julio de 2012

Chuchuwa

Qué pronto ha comenzado la mañana, tan solo habré dormido unas horas desde las 8 en punto que me desperté y no pude volver a dormirme. En condiciones generales esto provoca que acabe dando vueltas en la cama medio en coma, medio muerta, hasta el mediodía, pero hoy tenía que hacer algunas cosas y estaba en pie a las 10 (ya sé que no es TAN temprano, pero para quien no ha pegado ojo, lo es). Al menos hice cosas productivas.

Hoy es un día muy bonito y prometedor, lo presiento.

Ayer me fui a la cama con muy buena sensación, seguramente por la película que vi, "La chica que viaja a través del tiempo". Es una película de dibujo anime, del director Mamoru Hosoda.

Trata de una chica muy despreocupada y feliz, que siempre juega al baseball con sus dos mejores amigos Kosuke y Chiaki. Un día escucha unos ruidos extraños en el laboratorio y tropieza con un pequeño artilugio en forma de nuez (posteriormente nos explican qué es) que le otorga la habilidad de dar saltos en el tiempo cuando se precipita corriendo a algún lugar. De estar forma juega a su antojo con los saltos, reviviendo episodios del día que le han gustado o utilizándolo para mejorar en sus notas; hasta que estos saltos van afectando a las personas cercanas a ella, por lo que comienza a jugar de manera peligrosa con los saltos para arreglar diversas situaciones, pero estos saltos no son indefinidos... ¡Ha-há!

Ahí lo dejo, no me gusta hacer spoiler encarnizado. La recomiendo, es muy amena e intrigante.

Acabo de recibir un vídeo que me ha alegrado el día por completo. Esperemos que tanto disturbio político no me lo chafe.


Volveré.


10 de julio de 2012

A diez minutos de un nuevo día, el cual espero vaya mejor que el de hoy.
Estoy muy cansada, y no hice absolutamente nada. Tal vez sea esa la razón... Sin ganas de leer, escribir, dibujar o ver series.
Si al menos pudiera hacer deporte... 

Hoy me siento muy pequeña.

9 de julio de 2012

Geburtstag

Crueldad.
Proveniente del latín, crudelítas, se define como "Inhumanidad, fiereza de ánimo, impiedad" o "Acción inhumana".


Esta mañana me han dado una sorpresa tras abrir la puerta del Jardín. Una de esas sorpresas maravillosas que te alegran muchos días y que, cada vez que la ves, te dibuja una sonrisa.

Mi sorpresa ha llegado en forma de carta, a las 23:59:43. A 17 segundos de llegar tarde. En ella había una pequeña historia, muchos buenos deseos, algunos recuerdos y amor. Aún no he tenido tiempo, pero sé que la leeré tantas veces que acabaré por memorizarla y sentir las palabras en mi piel.

Mientras escucho The Piano Guys, unos recientes e inspiradores músicos, ojeo por encima Un Mundo sin Fin de Ken Follet -alabado sea este señor-, la continuación de Los Pilares de la Tierra. Hace unos días que acabé éste último (hice un intento de leerlo a los 14 años, un gran fracaso); resultó totalmente enriquecedor, pero tras la extensa lectura deseaba algo más ligero. Tras leer La Ladrona de Libros, una enternecedora escena de los tiempos de la Alemania nazi, estoy leyendo Las Horas Distantes, encarecidamente recomendado por mi madre. Pero ya le estoy haciendo ojos tiernos al segundo tomo de los pilares, y el tercer tomo estará pronto en mi poder. Este verano el Jardín va a estar exuberante.

Volviendo a mi carta, sigo marcando la cuenta atrás en el calendario e inventando distracciones para que los días pasen más rápido, no es razonable que el tiempo se esté comportando de forma tan cruel en estas situaciones. Pero es inevitable.

Me conformo con algún paisaje, algún retrato, y echarte de menos sin que sepas nada.

~Hoy puedo decir que estoy radiante, feliz, inquieta. Y todo gracias a ti.~


El vestido de la noche de mi cumpleaños acompañado por chanclas, la mochila de la playa, la toalla y mi cama deshecha.


Alles Gutes zum Geburtstag!
Gracias.

8 de julio de 2012

Couriouso

La vida es curiosa, ayer echaba de menos mis converse. Hoy es mi cumpleaños. Es fácil adivinar la relación, son realmente bonitas, ya os las enseñaré.

La tormenta resultó ser... un huracán. En el buen sentido :)
Me sorprendieron con un brownie con helado de vainilla y fresas, con una velita puesta en medio y todo un bar cantando 'Cumpleaños feliz'. Y a partir de ahí, cada media hora hasta las 5 de la mañana hacían un recordatorio (como las alarmas).
A partir de ahí se sucedieron una mezcla de sucesos curiosos... estuvo bien... de hecho muy bien.

Al día siguiente (hoy), fui a la playa con mi familia, MENOS MAL, no había medusas, reitero: menos mal.

Lo bueno es que las celebraciones no acaban aquí, el viernes que viene lo celebraré con mis amigos. Y tal, no hace falta detallar. El agua, la locura, las risas, las tortas y los besos estarán presentes.

Tan sólo me faltará una cosa.

Aún faltan 25 días. Pero hoy espero una llamada.